Conoce tu tipo de piel y dale el cuidado que se merece

Tabla de contenidos

Tabla de contenidos

¿Alguna vez te has preguntado por qué algunos productos para la piel no funcionan en ti o por qué tu piel siempre está seca o grasa? La respuesta puede ser tan simple como falta de conocimiento sobre tu tipo de piel y los cuidados que necesitas. En este blog, te ayudaremos a identificar tu tipo de piel y te daremos una rutina de cuidado facial adecuada para cada tipo de piel.

La piel de cada persona es única, ya que desde su composición hasta su química existen grandes variaciones. Puedes tener reacciones alérgicas a ciertos ingredientes a los que otras personas no los tienen, así que es importante que te vuelvas una excelente observadora y tomes nota de todo lo que sucede con tu piel.

Josefa y su aceite marea

¿Sabías que nuestra piel es el órgano más grande de nuestro cuerpo? Sí, mucha gente no conoce este curioso dato, pero la piel es un órgano. La piel funciona como el protector natural del cuerpo, nos protege de bacterias, factores externos y además nos ayuda a controlar nuestra temperatura. 

Desafortunadamente, no le damos mucha importancia a nuestra piel, no la cuidamos como se merece, es más, incluso mucha gente ni siquiera sabe que tipo de piel tiene, por lo que a lo largo de este blog, platicaremos sobre la importancia de cuidarla, los tipos de piel que hay y cómo identificar la tuya. 

Importancia de conocer tu tipo de piel. 

Conocer nuestra piel es importante, ya que es nuestro protector número 1 antes todo lo que puede lastimarnos o afectarnos desde lo exterior, saber y comprender el cuidado que merece es importante, pero es más importante conocer qué tipo de piel tenemos, pero, ¿por qué?

Mujer disfrutando el momento

Existen varios tipos de piel, a lo largo de este blog tocaremos los más comunes: piel seca, piel grasa, piel mixta y piel acneica. Cada una de estas merece un cuidado y trato distinto, no puedes aplicar los mismos cuidados para una piel acneica que para una piel seca, etcétera, ya que puede ser que el tratamiento que uses no te vaya a servir de nada, o llegando a otros extremos, donde puedes llegar a dañar tu piel. 

 

Identifica tu tipo de piel:

  • Normal: Tu piel estará uniforme en todo tu rostro, sin zonas grasas, secas o descamadas.
  • Grasa: Tendrás una apariencia brillante, no uniforme y poros dilatados.
  • Seca: Sentirás tu piel tensa, especialmente después de lavar el rostro, y podrías tener parches descamativos o picazón en algunas zonas.
  • Mixta: Mostrarás rasgos de los tipos anteriores en distintas zonas del rostro, siendo la zona T (frente, nariz y mentón) más grasa y las mejillas y el cuello más normales o secas.
  • Sensible: Tu piel podría manifestarse con enrojecimiento, paspaduras, descamación e irritación fácilmente.

Mujer poniéndose crema

Rutinas para los tipos de piel:

En Marea queremos que el acceso a la salud, bienestar y una piel sana, sea sencillo para todas las mujeres, por ello, aquí te dejaremos las mejores rutinas para que tu piel siempre luzca radiante y joven.

Mujer lavándose la cara

Piel seca: 

  1. Primero que nada tienes que limpiar tu piel, ya sea usando algún método especial o lavando tu rostro con agua y un poco de jabón, antes de todo el proceso lo más importante es tener la piel limpia.
  2. Después de esto, tu rostro puede presentar un poco de tirantez, gracias a que acabas de retirar toda la grasa, por lo que aplicar un tónico viene muy bien a hidratar y humectar.
  3. Aplicar crema hidratante es importante para tener la piel bien humectada y no comience a presentar signos de resequedad, así mantienes la elasticidad e hidratación de la piel.
  4. Con tu Aceite Marea notarás una diferencia al momento de aplicar, este es el siguiente paso, el aceite agrega una capa extra de protección, sedosidad e hidratación a la piel. 
  5. El protector solar juega un papel muy importante en la conservación de la piel, si tu quieres tener un rostro joven y radiante aplicar este producto es fundamental ya que disminuye un 24% las probabilidades de envejecimiento facial. 
  6. Si tus labios están secos o agrietados, aplicar bálsamo labial es igual de importante para que absolutamente cada rincón de tu rostro esté bien humectado. 

Piel grasa: 

  1. Empieza lavando tu cara, ya sea usando algún método especial o lavando tu rostro con agua y un poco de jabón, antes de todo el proceso lo más importante es tener la piel limpia.
  2. Debido a la acumulación de grasa en los poros, es necesario que esta rutina tenga una exfoliación facial al menos una vez por semana. Esto te ayudará a eliminar las células muertas y limpiar por completo tu rostro, para evitar que los poros se obstruyan y generen acné.
  3. Llegó el momento de la mascarilla. Este paso lo puedes realizar una vez a la semana, usarla como un momento de relajación para ti sola, puedes usar tu mascarilla favorita.
  4. Una vez que termines agrega un poco de crema hidratante, y no te preocupes, la crema no agrega más grasa a tu piel. Esto es para controlar la producción sebácea y brotes de acné.

Piel mixta: 

  1. Siempre antes de cada rutina tienes que lavar el rostro, ya sea usando algún método especial o lavando tu rostro con agua y un poco de jabón, antes de todo el proceso lo más importante es tener la piel limpia.
  2. Debido a que este tipo de piel suele estar deshidratada y humectada a la vez, lo mejor es siempre mantenerla humectada agregando un poco de tónico o una crema a nuestra rutina. 
  3. Llegó el momento de la mascarilla. Este paso lo puedes realizar una vez a la semana, usarla como un momento de relajación para ti sola, y siempre recuerda aplicar tu mascarilla primordialmente en la zona T.
  4. No olvides agregar crema hidratante, y no te preocupes, la crema no agrega más grasa a tu piel. Esto es para controlar la producción sebácea y brotes de acné.

Piel acneica: 

  1. Recuerda siempre limpiar tu rostro, ya sea usando algún método especial o lavando tu rostro con agua y un poco de jabón, antes de todo el proceso lo más importante es tener la piel limpia.
  2. Usar un jabón específico para tratar este tipo de acné, de piel y de preferencia previamente recomendado por un dermatólogo.
Mujeres con diferente tipo de piel con mascarillas

Cuidar de la piel es un proceso personalizado y no hay soluciones universales. Conociendo tu tipo de piel y los cuidados necesarios, podrás tener una rutina de cuidado facial óptima para ver resultados a corto y largo plazo. Si tienes dudas, te recomendamos consultar a un dermatólogo para obtener orientación específica para tu tipo de piel. ¡Cuídate y cuida de tu piel!

¡Los resultados te encantarán!

Compartir:
Josefa Valdés

Josefa Valdés

Suscríbete al boletín
"Belleza Exponencial"

Recibe todos los lunes y viernes, los mejores tips y estrategias para maximizar tu belleza, directo a tu correo electrónico.

Únete al Club Marea

La plataforma #1 de belleza alternativa y rejuvenecimiento natural: Acceso ilimitado a las mejores clases y programas de yoga facial, drenaje linfático y más métodos de belleza alternativa

Registro gratis - 5 días de reto

No pierdas tiempo… ¡Hay cupo limitdo!

Suscríbete al boletín
"Belleza Exponencial"

Recibe todos los lunes y viernes, los mejores tips y estrategias para maximizar tu belleza, directo a tu correo electrónico.